“Ellas tienen hambre, están preocupadas por lo que van a comer hoy”, asegura la legisladora veracruzana cuyas comisiones son Desarrollo Social, Humano y Regional (Vocal) Igualdad de Género (Presidenta). Procuración de Justicia (Secretaria) y promotora del voto a favor de Héctor Yunes Landa…


 

Por Enrique Quiroz García

 

“Si yo llego a decirles (a las mujeres más pobres de Veracruz) vamos hablar de sus derechos humanos, lo primero que me van  decir es resuélvame qué como hoy después me habla de mis derechos”, fue la respuesta de Mónica Robles Barajas, diputada local con “licencia”, al cuestionamiento de quien esto escribe posterior al evento “Diálogos por la igualdad” impartido por la entrevistada.

 

Paradójico a la pomposa titular de la “conferencia” resultó este evento.

 

¿Por qué?

 

Porque no hubo diálogo, sólo un aburrido monologo y cruce de alabanzas desafortunadas entre los organizadores de esta avanzada hectorizada dirigida a las mujeres de clase mediera del distrito 27 con cabecera en Acayucan.

 

No más de 200 mujeres acudieron al exorcismo priista.

 

Les faltó las  hicieran levitar para que quedaran convencidas que lo que se dice y se ve del pasado y presente del candidato del PRI Héctor Yunes Landa, son puras mentiras, ya que éste, es casi casi el Cristo resucitado…

 

“La pobreza e impunidad en Veracruz sólo vive en la imaginaria de los veracruzanos mal pensados”, diría el actual secretario de gobierno Flavino Ríos Alvarado.

 

A este evento no se les invitó  a las mujeres más pobres de este distrito, porque ellas tienen hambre y además, l faltó agregar a la diputada con “licencia” Mónica Robles Barajas, “afearían el escenario de las féminas de mejores condiciones económicas…

 

Las mujeres más pobres de este distrito no entienden, no comprenden su realidad socioeconómica porque tienen hambre, deja entrever la diputada Mónica Robles Barajas

 

Pero, quién mejor que ellas para explicar la cotidianeidad que les circunda y enseñorea en cada rincón de sus vidas…

 

Pero ellas, las mujeres más pobres de este distrito y de Veracruz, sólo tendrán oportunidad de recoger las migajas de benevolencia de sus diputadas “preocupadas” por la igualdad de género…

¿Cómo? –Me pregunto.

 

Si son las propias mujeres en el poder quienes las discriminan por ser pobres y tener hambre…

 

“Es un evento de campaña sin candidato, dirigido a mujeres de la sociedad civil para que conozcan las propuestas del candidato”, esto es cierto, los Diálogos por la igualdad son una tomada de pelo más a las buenas conciencias…

 

La verdadera preocupación de Mónica Robles  Barajas y su sequito es, controlar a las mujeres del sector mediero, a las más pobres, como tienen mucha hambre les llevaran despensas o dinero un día antes de la elección, o comprarán sus credenciales para evitar el voto en contra de Héctor Yunes Landa.

 

Por cierto, el Acayucan rural, el Oluta rural, el Soconusco rural, etcétera, no caben en estos eventos, esos personajes sólo son una artesanía más para presumir en el Facebook.