• Hoy es: lunes, octubre 26, 2020

LA MANO DEL METATE

elmanifiesto.com.mx
mayo29/ 2020

Por Mario Galindo
Las redes sociales
“Las benditas redes sociales”
En este tiempo una de las expresiones más oídas es “redes sociales”
-“está en las redes”
-“Lo publicó en las redes”sociales.
-“redes,redes,redes”
Se han adoptado términos, lenguaje no usado antes de la irrupción tecnológica en la comunicación, que anteriormente se daba de un emisor y millones de receptores. Hoy cualquier persona con un dispositivo fijo o móvil puede convertirse en emisor y de ellos hay centenares o millares que utilizan “las plataformas” para ese propósito.
Aprovechando que este tiempo ha sido de resguardo obligado por evitar contagio, decidí “echarme un clavado” a ese mundo para conocer mejor el fenómeno.
Existen muchas “plataformas de comunicación” y descubrí que las que mayor suscripción tienen en el mundo son:
Face book
You tube
Twitter
Instagram
Y pues el “motor buscador” que es Google.
Cada quien en libre elección, gusto o personalidad, se suscribe a “las cuentas”, “las plataformas que decida.
Yo solo soy usuario de Twitter, youtube, WhatsApp y buscador en Google.
En Twitter se dan las batallas políticas más lamentables, se miente con descaro, se ofende y acusa con impunidad, se descalifica sin argumentos.
Hay escarnio, misoginia, racismo y desprecio a quien tenga opinión distinta aunque sea sensata, respetuosa e inteligente.
Ahí está lo peor de la política.
Yo entiendo la política como la búsqueda del acuerdo para el bien común, lo que leo en ese medio es lamentable.
Bots (robots) es otra palabra integrada, se paga para que se haga tendencia, para hacer “trending topic” (otra expresión)
Eso con el objetivo de dañar, siempre dañar.
Yo no tengo seguidores pero me asomo de vez en cuando para ver hasta donde puedo aguantar.
You Tube.
En “esta plataforma” se refugian los “you tubers” personas que encontraron una forma de trabajo “periodístico” dicen ellos.
Da pena y resulta difícil (a mi) ver su contenido.
La mayoría, se identifican con la 4T, aplaudidores a rabiar de Lopez Obrador, con escasa preparación política, histórica, y nula cultura general, casi analfabetas funcionales.
Curiosamente los más activos “canales” se originan en Campeche, Tabasco, Cd. Mx. Y Veracruz.
Piden suscripción porque a mayor cantidad de seguidores aspiran a que les metan anuncios de YouTube y recibir dinero.
A quien se atreva a cuestionar o criticar una acción de gobierno, se le van a la yugular, lo descalifican sin argumentación, y no son capaces (porque no tienen capacidad) de investigar.
Se dedican a denostar a periodistas y comentaristas profesionales (con los que yo tengo muchas diferencias, pero también coincido en algún momento), estos nuevos personajes de opinión, llaman “chayotero” a todo aquel crítico de la 4T, sin tener idea que ese concepto se acomoda más a ellos que a los críticos del gobierno porque no conocen el origen de la expresión.
Es el tiempo de “las benditas redes sociales”
No olvido que también encontré “canales” de crítica lamentable, tendenciosa y no apegada a la verdad (tumbaburros, Chumel Torres, entre otros).
El tiempo pondrá a cada quien en su sitio.
Yo voté por quien hoy es presidente. Cuando ganó las elecciones declaré a quienes me conocen que sentía gusto, era la primera vez que ganaba un candidato de mi elección, pero que a partir de ese día me convertía en crítico responsable de su ejercicio.
Chayotero:
En tiempos del dominio priísta, existía una secretaría, “secretaría de la presidencia”. Era toda poderosa y entre otras tareas estaba “el trato con la prensa”
En todas las giras del presidente, se daba a los enviados de los medios de comunicación, una “ayuda” en efectivo, para que al día siguiente se publicaran las bondades del presidente.
En una gira del presidente Gustavo Días Ordaz por un municipio del estado de puebla en donde inauguraba un sistema de riego, al final del evento, un funcionario de la secretaría de la presidencia estaba en un lugar en donde esa planta trepadora estaba cubierta de chayotes y empezó a llamar a los enviados de la prensa diciéndoles.
“Vengan por su chayote”.
A partir de ese evento se le conoce como “chayotero” al reportero o periodista, o comentarista que recibe un soborno para que no critique la acción de gobierno.
¿Quién es chayotero..?

Etiquetas: ,